¿Por qué razón reírse en el trabajo ayuda a ser más productivo?

Escrito por Jesus Dugarte en
¿Podría la risa ser una forma de edificar una cultura de equipo más fuerte y más creativa en el trabajo?

Quizás muchos de nosotros sentimos que reírnos en la oficina podría mandar una señal de que no estamos suficientemente ocupados.

Los debates que previamente se podían haber efectuado en persona, en el escritorio de un colega, se efectúan poco a poco más por e-mail o bien programas de correo instantánea.

En ese contexto, el parloteo de la oficina puede parecer superfluo.
Mas, ¿y si reír juntos es una cosa que mejora la cooperación en un equipo y estimula la innovación?

CIENCIA DIVERTIDA

Mas primero, ¿qué es la risa?

En las últimas 2 décadas, seguramente el mayor trabajo sobre esto es el del neurocientífico estadounidense Robert Procedí, maestro de Sicología en la Universidad de Maryland, en Baltimore, en el nordeste de EE.UU.

En su libro Laughter: A Scientific Investigation (Risa: una investigación científica), afirma que “la risa es la señal social humana por excelencia”.

Procedí descubrió que somos 30 veces más propensos a reír cuando estamos con otras personas que cuando estamos solos.

Según él, “solemos pasar por alto el hecho de que la risa evolucionó debido a su efecto sobre los otros, no para prosperar nuestro estado anímico o bien nuestra salud”.

Conforme con el trabajo de Procedí, acostumbramos a reírnos a resultas de conversaciones de oficina bastantes mundanas, mas que acaban siendo instantes de conexión con los colegas.

La risa es una señal subconsciente de que estamos en un estado de relajación y seguridad, afirma la maestra Sophie Scott, de University College London (UCL), R. Unido.

Por poner un ejemplo, muchos mamíferos muestran reacciones similares a la risa, mas estas pueden detenerse a raíz de determinados estados sensibles.

“Las ratas dejan de reírse si se sienten ansiosas”, afirma Scott. “Los humanos hacen lo mismo. Si la gente se ríe, es señal de que no está en estado de ansiedad. Es una muestra de que el conjunto está marchando bien”.

En otras palabras, si los miembros de un conjunto se ríen al unísono, quiere decir que han bajado la guarda.

Esto es esencial pues hay investigaciones que sugieren que cuando nuestros cerebros están relajados, conseguimos más sencillamente la asociación libre de ideas, lo que puede conducir a la inventiva.

CHISPAZOS DE INSPIRACIÓN

John Kounios, de la Universidad de Drexel, en Pensilvania, y Mark Beeman, de la Universidad Northwestern, en Illinois, hicieron un experimento para poder ver si la risa asistía a las personas a solucionar acertijos difíciles.

Los estudiosos mostraron rutinas de comedia de Robin Williams a un conjunto de personas y después les propusieron las adivinanzas.

Les interesaba ver si la risa facilitaba la inspiración en el giro temporal precedente superior (una parte del cerebro situada sobre el oído derecho que se asocia con la conexión de ideas lejanas).

Se probó que una risa breve frente a una rutina de comedia aumentaba la solución de acertijos en un 20%.

Beeman y Kounios afirman que esa aparente falta de concentración con la que se vincula a la risa semeja permitir a nuestras psiques conectar conceptos de una manera que la concentración recia no consigue.

Quizás la risa solo nos ayuda a suprimir el agobio de nuestros lugares de trabajo.
Teresa Amabile, maestra de Harvard, EE.UU., ha dedicado 40 años a intentar entender en qué momento somos más creativos.

Sus observaciones coinciden en que un entorno de trabajo positivo es más creativo que uno agobiante.

El agobio es oponente de la creatividad. En una famosa investigación, Amabile asevera que “cuando la inventiva está conminada de muerte, por norma general acaba asesinada”.

“PREDISPUESTOS A LA RISA”

La risa nos hace sentir más unidos como equipo y, como consecuencia, nuestras barreras creativas se desmoronan y producimos ideas.

Para conseguir esto, Procedí sugiere que procuremos adoptar una “actitud de predisposición para la risa”.

“Puedes seleccionar de forma voluntaria bajar tu umbral de diversión y reír más. Sencillamente mantente preparado y listo para reír”, aconseja.

Alex Pentland, maestro del Massachusetts Institute of Technology, EE.UU., tiene claro que la oficina moderna le debe la mayoría de su productividad a las formas más viejas de interacción.

En una charla de 2014 en Google, afirmó que “el e-mail tiene poquísimo que ver con la productividad o bien la creatividad“.

Mas “de la charla puede depender el 30 y en ocasiones el 40% de la productividad en los conjuntos de trabajo”, aseguró.

La idea de priorizar la conversación y la risa en un equipo puede parecer innecesaria y trivial para ciertos.

Mas recuerda que la ciencia está de tu lado y, tal vez, la próxima vez que te rías, la inspiración aparezca.

0 comentarios: